En un Cuento!

 

En un cuento!

Viviendo en un cuento por unos días

En un cuento! Y es que por unos días así lo vivimos! Suena a súper tópico pero creo que casi todos sentimos eso cuando visitamos Disneyland Paris. Cómo escribí en La cuenta atrás, probablemente sea el destino más elegido; seguro que precisamente es porque es el mejor lugar en el mundo para soñar por unos días. Y para mí no solo fue emocionante por el hecho de estar allí, también lo fue por hacerlo con la familia al completo. Ha sido un regalo enorme, que sin lugar a dudas, hemos disfrutado con el corazón.

Por fin pude editar todas las fotos que me parecieron indesechables, y son casi cien! Todas las que me recordaban una sonrisa, una frase genuina de my little piggies, de esas que te provocan risas durante minutos. Las que me hacen sufrir un flashback, y nos veo a mi hermana y mí, con la misma emoción tonta de hace veinte años. En la que salimos la familia al completo felices como perdices, pese a que, oye! que somos una familia y las disputas no nos las quita nadie.

Llovió y no llovió; por lo que se pude decir que tuvimos mucha suerte. Con poncho o sin él, estuvimos en un cuento!

Pues eso, este es el recopilatorio de imágenes de nuestro viaje.

A dream is a wish your heart makes

Millones son los recuerdos y anécdotas que hay para contar. Sólo ver el castillo a lo lejos es emocionante!

El nuevo parque aun no lo conocíamos, y los niños lo disfrutaron mucho porque estaban sus favoritos. Gonzalo y Rodrigo salieron flamantes de montar en Cars, aunque la cara de tía Charlie decía todo lo contrario. Rodrigo se transformó en Buzz Lightyear! Y Gonzalo fue el más valiente viajando por la corriente de Australia oriental en el caparazón de una tortuga marina. A Rod casi le da algo porque no llegaba a la altura mínima permitida. En la comida se metía en la boca las patatas de veinte en veinte a ver si crecía el trocito que le faltaba en ese rato. Él confiaba en que así ocurriría.

El lado oscuro

Conocimos a Darth Vader! Oh, sí! Eso fue increíble! Él dijo que Ignacio habitaba en el lado oscuro, que lo podía intuir. Creo que con sus habilidades mentales pudo deducir que no es el bebé más tranquilo y dormilón a través de mis ojeras. Momento cobaya allá donde los haya, cuando tía Charlie le soltó un I love you, todo lo amorosamente que los nervios le permitieron, y Darth le dio calabazas con un: I can´t love anyone. Historia romántica.

Mickey Mouse

El más disfrutón en el momento en que nos presentaron a Mickey fue, sin lugar a dudas, Ignacio. No sabía cuanto abrazarle. Se agarraba de su pierna una y otra vez. Fue lo más adorable que vi en estos días. También me encantó repetir foto con mi hermana. Intentamos recordar el lado en la que estábamos cada una en la foto de hace veinte años, y después de premeditar la posición, resultó que estamos espejo. Charls dice que para colmo no es su lado bueno. Todo muy nosotras, muy cobayas, muy sisters, muy tontas. Me chifla.

El laberinto de Alicia y la sonrisa del gato

Gonzalo soñaba con poder meterse en el laberinto desde hacía meses. Estaba ansioso, y lo disfrutó al máximo. Mientras corríamos por las callejuelas, Rodrigo nos decía: Eehh! Tened cuidado que me vais a perder! No le había visto con esa preocupación en su vida; se ve que estar en un laberinto eran cosas mayores.

La cabalgata, como siempre, espectacularísima. Y genial también este show, con momentazo Let it go incluido (yo me vine muy arriba, la verdad).  Ah! Y todo todito, es maravilloso y disfrutable.

Y aquí va una mezcla de los pequeños trozos de vídeos que pudimos captar de nuestro viaje. Natural, como la vida misma, se puede escuchar a la abuela preguntándome si no me mareo viendo a los niños montar en las tazas; también se le ve colocándolos par de veces en las fotos, con su gran interés porque Mickey y Pluto no malgasten su tiempo con nosotros. Rodrigo con el dedo en la nariz, y mis horribles enfoques (100% móvil) y encuadres. Tenemos que volver para hacer esto mejor 🙂 Aunque solo sea por eso.

* Ojo! Como Rodrigo quiere sacar de la piedra la espada del rey Arturo sea como sea, y como Ignacio me suelta un: No mami!, cuando intento ayudarle a conducir.

Feliz día. Feliz finde.

(Visited 116 times, 1 visits today)
1

Comentarios

Deja tu respuesta

XHTML: Puedes usar estos tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>